Montañas y naturaleza

Benimantell comparte con el resto de los pueblos del Valle de Guadalest una de las zonas de la provincia de Alicante más privilegiadas por su entorno natural. 

 

La Sierra de Aitana es conocida por su variedad de flores y plantas aromáticas. Más de 1.200 especies de plantas superiores se han catalogado con muchos endemismos entre los que podemos destacar joyas como el Cistanche phelypaea y el Teucrium lepicephalum.

La naturaleza del valle, cobra unas características muy especiales entre finales de enero y principios de marzo cuando los miles de almendros que cubren estas bellas montañas abren mágicamente sus flores e inundan de un blanco espectacular los bancales de las sierras.

La Sierra de Aitana, junto con la Sierra de Serrella y el Puig Campana fue declarada LIC (lugar de interés comunitario). En la umbría de la Aitana hay diferentes áreas protegidas debido a su interés botánico, las micro-reservas de flora. 

Además las montañas del valle forman parte de la zona declarada de Especial Protección de Aves (ZEPA).

Requiere especial mención el Embalse de Guadalest que extiende sus aguas por los términos de Benimantell, el Castell de Guadalest y Beniardà. Este paraje natural tan bello ofrece muchas posibilidades para el disfrute e incluso refrescarse en sus esmeraldas aguas.

 

En cuanto a fauna se puede encontrar el jabalí, zorro, comadreja, erizo, jineta, ardilla, tejón, conejo... y cada vez es más fácil toparse en riscos y cortados de las zonas más altas de las montañas el imponente Arruí o Muflón del Atlas.

Si miramos al cielo podremos observar águilas, halcones, cernícalos, mochuelos... Mirlos, abejarucos, carboneros, jilgueros, petirrojos, perdices... en los pinares y cultivos. Gorriones, estorninos y golondrinas en el pueblo.

Entre los reptiles el lagarto ocelado, la lagartija, la culebra de escalera y la culebra bastarda. Y anfibios el sapo, la rana y la salamanquesa común entre otros

 


Árboles autóctonos:

El Valle del Guadalest posee una rica variedad de árboles autóctonos. Algunos de los cuales son:

- Encina (Quercus ilex): Árbol de hoja plana, coriácea y perenne, característico de la montaña húmeda del mediterráneo.

- Pino Carrasco (pinus halepensis).

- Enebro (Juniperus oxycedrus macroarpa): Especie mediterránea reconocible por su fruto en forma de baya muy similar a la del enebro común usada para la elaboración de ginebra.

- Acebuche (Olea europea sylvestris): El acebuche es la variedad silvestre del olivo.

- Olivo (Olea europea europea): El olivo es la variedad cultivada.Llegó al Mediterráneo Occidental hace unos 3.000 años.

- Algarrobo (Ceratonia siliqua): Es un árbol silvestre y cultivado tradicionalmente. Como cultivo, a finales del siglo XIX sustituyó muchas viñas atacadas por la filoxera.

- Palmito (Chamaerops humilis): Es la única especie de palmera originaria del Mediterráneo. Es una especie protegida.